Monumento a la Marina Nacional
Usted está en: Portada / En el Radar

Monumento a la Marina Nacional

Cada 21 de mayo, los chilenos ven a través de las pantallas de televisión el desfile que realizan las Fuerzas Armadas y Carabineros en homenaje a las Glorias Navales frente al Monumento a la Marina Nacional o Monumento y Cripta a los Héroes de Iquique, como también se le conoce, ubicado en la Plaza Sotomayor en Valparaíso.

Pero un porcentaje considerable de la población desconoce a quiénes se les rinden los honores.
La Primera Zona Naval consciente de esta situación, realiza diariamente recorridos guiados a estudiantes, grupos familiares y delegaciones con la intención de preservar la historia que tanto enorgullece al país y la Armada.

subir
Historia

 

Imagen foto_00000004

El 12 de septiembre de 1879, el Presidente Aníbal Pinto promulgó una ley en la que establecía "la erección de un monumento que, a nombre de la República, simbolice la gloriosa defensa hecha por el Capitán de Fragata Don Arturo Prat y sus valerosos compañeros". Sin embargo, el mandato no contenía ningún artículo que precisara con qué dinero ni en qué ciudad se concretaría esta disposición.
Los habitantes y empresarios de Valparaíso ya se habían adelantado. Querían que el monumento fuera emplazado en su ciudad y para tal efecto reunieron 160 mil pesos de la época en oro, los cuales permitieron financiarlo.

subir
La Primera Piedra

En 1885 se instaló la primera piedra del monumento en los terrenos que había ocupado en aquel entonces el edificio de la Bolsa de Valores. El arquitecto francés Diógenes Maillart, junto a los escultores Dennis Pierre Puech de Francia y el chileno Virginio Vargas, connotados artistas tanto en Europa como en Chile, se encargaron del diseño y la edificación del monumento y sus estatuas.

subir
El Arribo de los Héroes

El 21 de mayo de 1886 fue inaugurado el monumento. No obstante, el primer héroe sepultado en la cripta fue el Comandante de la "Covadonga", Contraalmirante Carlos Condell de la Haza, quien murió ya finalizada la Guerra del Pacífico en 1887.

Luego de 2 años de inaugurado el Monumento, el 21 de mayo de 1888, fueron sepultados los féretros con los restos del Comandante de la "Esmeralda", Capitán de Fragata Arturo Prat Chacón; del Teniente Segundo Ignacio Serrano Montaner; y del Sargento Segundo de Artillería de Marina, Juan de Dios Aldea Fonseca, los cuales arribaron desde Iquique a bordo del "Huáscar".

A su recalada a Valparaíso, los féretros de los 3 héroes fueron acompañados por un extenso cortejo que los siguió hasta la Avenida Argentina, lugar en que aguardaba el Ministro de Guerra y Marina, Evaristo Sánchez, representantes del Senado y la Cámara de Diputados, entre otras autoridades provinciales para rendirles honores.

Una vez recibidos los honores, el cortejo se desplazó hasta la calle Victoria y se detuvo en la parroquia del "Espíritu Santo", donde el Arzobispo de Santiago, Monseñor Mario Casanova, junto al Gobernador Eclesiástico de Valparaíso, Presbítero Salvador Donoso, oficiaron una misa en la que participó el Presidente José Manuel Balmaceda, Ministros de Gobierno, Autoridades Civiles y Militares.
Al terminar la eucaristía, el desfile continuó su camino por las calles Condell, Esmeralda y Prat hasta llegar a la Plaza Sotomayor, donde se habían congregado miles de personas para presenciar la ceremonia de sepultación del Comandante Arturo Prat y sus compañeros de la histórica hazaña a nivel mundial.

subir
El Último Grumete

El último sobreviviente del Combate Naval del 21 de mayo de 1879 fue el Vicealmirante Wenceslao Vargas Rojas, quien ostentaba el grado de Grumete al momento del enfrentamiento. Murió el 15 de mayo de 1958 y fue sepultado en la Cripta del Monumento después de dos días de haber fallecido.
No obstante, y a diferencia de lo que muchos creen, no fue el último héroe sepultado en el monumento. El Contraalmirante Francisco Sánchez Alvaradejo, quien poseía el grado de Teniente Primero y la responsabilidad de ser el tercer oficial a bordo de la "Esmeralda" al momento del combate, murió en Santiago el 11 de marzo de 1907. Sin embargo, luego de casi 80 años, la Armada trasladó sus restos hasta el memorial, el 10 de octubre de 1985.

En la actualidad, en el Monumento a la Marina Nacional yacen los restos de 22 de los 317 marinos que libraron el Combate Naval de Iquique y Punta Gruesa, a quienes cada 21 de mayo se les rinden los honores reglamentarios.

De los 22 héroes que yacen en el monumento, 15 corresponden a personal de la dotación de la "Esmeralda" y 7 de la "Covadonga".