Usted está en: Portada / Noticias Navales

ATF “Lautaro” logra desvarar yate polaco en la Antártica

Viernes 15 de enero de 2016

El "Polonus" sufrió un accidente en diciembre de 2014, mientras intentaba repetir la travesía que el explorador británico Sir Ernest Shackleton realizara en 1916

Imagen foto_00000004
La dotación chilena realizó un cuidadoso estudio de mareas, batimetría y meteorología del área

Antártica. En el marco de la Patrulla Antártica Naval Combinada, que se realiza anualmente entre las Armadas de Chile y Argentina durante los meses de noviembre a marzo, el ATF "Lautaro" logró este miércoles 13 de enero desvarar el yate de bandera polaca "Polonus", desde la Isla Rey Jorge, del archipiélago de las Shetland del Sur.

El "Polonus" sufrió un accidente en diciembre de 2014, mientras intentaba repetir la heroica travesía que el explorador británico Sir Ernest Shackleton realizara en 1916. En su oportunidad, el yate accidentado fue auxiliado por el aviso argentino “Suboficial Castillo”, pero una vez tomadas las primeras acciones de salvamento, quedó expuesto a las rigurosas condiciones invernales del territorio antártico durante el año 2015.

Realizadas las reparaciones de emergencia durante el inicio de la presente temporada estival, el yate polaco estuvo en condiciones de hacerse nuevamente a la mar, pero necesitaba de apoyo para salir a flote. En un irónico giro del destino, nuevamente fue la Armada de Chile la que auxilió a los exploradores, aunque en circunstancias bastante menos dramáticas que las acaecidas hace ya 100 años, en que la escampavía “Yelcho”, al mando del Piloto Luis Pardo Villalón, rescatara a los náufragos del Endurance. A través de la base polaca Arctowski, la unidad naval chilena ATF "Lautaro" recibió la solicitud de apoyo por parte del dueño del “Polonus”, ya que todos los intentos anteriores habían resultado infructuosos.

Imagen foto_00000002
El yate fue conectado al remolcador chileno a través de dos remolques

Para cumplir con la tarea, la dotación chilena realizó un cuidadoso estudio de mareas, batimetría y meteorología del área, planificando la maniobra con las mareas de sicigias del mes de enero, con el fin de facilitar la flotabilidad del yate.

Finalmente, el día 13 de enero se aprovechó la pleamar o marea alta de las 21 horas, y el yate fue conectado al remolcador chileno a través de dos remolques. El primero sujetado a la estructura de madera que lo soportaba y el segundo al casco de la embarcación, objeto tractar el yate con potencia de máquinas, logrando desvarar la embarcación a las 22:30 horas, ejecutando una maniobra segura y efectiva, que devolvió al “Polonus” a su elemento natural.

Con esto, la Armada de Chile comprueba una vez más no sólo el profesionalismo de sus hombres, sino también sus capacidades técnicas para operar al servicio de los intereses nacionales y apoyos extranjeros en la Antártica.